La Segunda Guerra Mundial

La Segunda Guerra Mundial

A las 11.15 del 3 de septiembre de 1939, el primer ministro británico, Neville Chamberlain, se dirigió por radio a la nación para anunciar que estaban en guerra con Alemania. De inmediato comenzaron a sonar las sirenas. Testigo de excepción, Winston Churchill —primer ministro durante los períodos 1940-1945 y 1951-1955— describe el transcurso de la Segunda Guerra Mundial y sus principales acontecimientos desde la profundidad de su análisis y la intensidad de su vivencia con pluma lúcida e incisiva. El camino hacia el desastre desde el Tratado de Versalles hasta que Hitler conquista Polonia, la caída de Francia y la batalla de Gran Bretaña, el bombardeo de Londres, las operaciones anfibias en el norte de África e Italia, el día D, Pearl Harbor, la liberación de Europa Occidental o el lanzamiento de la bomba atómica son algunos de los hechos relatados en este extraordinario documento, considerado una obra maestra de la literatura del siglo xx, que trasciende cualquier género para constituir un clásico de la política, la diplomacia y la estrategia militar.

Grandes contemporáneos

Grandes contemporáneos

Grandes contemporáneos es una colección de 22 ensayos biográficos breves sobre personas famosas escritas por Winston Churchill.
La colección original fue publicada en 1937, pero fueron escritos principalmente entre 1928 y 1931.

Los protagonistas de los ensayos fueron: El conde de Rosebery, el Kaiser Guillermo II, George Bernard Shaw, Joseph Chamberlain, Sir John French, Sir John Morley, Hindenburg, Herbert Asquith, Lawrence de Arabia, el Conde de Birkenhead, Mariscal Foch, Alfonso XIII, Douglas Haig, Arthur James Balfour, Adolf Hitler, George Curzon, Philip Snowden, Clemenceau, Jorge V, Lord Fischer, Charles Parnell y Baden Powell.

Cuentos únicos

Cuentos únicos

Esta antología pretende recordar lo olvidado y olvidar un instante lo que lleva recordándose cierto tiempo. Dentro del género de terror o fantástico de la riquísima prosa inglesa hay numerosos autores que no han pasado a la historia porque sólo acertaron en una ocasión, a lo largo de un solo cuento, de unas pocas páginas, y no repitieron. Sin embargo, esa vez que acertaron crearon una gema comparable a las que han sobrevivido o van sobreviviendo. Estas joyas ocultas no se conocen ni se recuerdan porque su mayor defecto fue ser únicas en la obra de sus respectivos autores.
El período llamado «de entreguerras» fue particularmente fructífero en la literatura inglesa, y también particularmente desgraciado: tantos escritores malogrados, truncados, distraídos por la vida, distraídos por la muerte. Es a ese período al que pertenecen la mayoría de estos Cuentos únicos descubiertos y seleccionados por Javier Marías. En ellos encontraremos nombres conocidos, pero por otras causas o empresas, como los de Winston Churchill, Lawrence Durrell o Richard Hughes; pero sobre todo olvidados nombres que sin embargo nos ofrecen las más desazonantes historias de niños, como las que firman Collier, Denham, Leslie o Ross; las prosas más exquisitas, como las de Coppard, Ewart o Norris; los relatos más apresurados e intensos, como los de Barker, Gawsworth, Armstrong o Middleton. Estos cuentos a ellos debidos parecen bendiciones de la casualidad o la fiebre y tienen el fulgor, que no alcanzan las obras más sólidas y más estables, de lo que quizá fue concebido y ejecutado a sabiendas de que sería sólo una vez.

Relatos del mar

Relatos del mar

«En el camarote, sentados alrededor de una lámpara que, con su luz agonizante, volvía aún más tétrica la oscuridad, todo el mundo tenía algún naufragio o catástrofe que relatar.» Washington Irving, «La travesía»
El 25 de diciembre de 1492 Cristóbal Colón anotaba en su Diario que la nao Santa María acababa de encallar en la costa noroeste de la actual República Dominicana. Con este pasaje se inicia nuestra antología de Relatos del mar, preparada por Marta Salís: 46 piezas de distintos géneros, épocas y nacionalidades que ilustran, a través de la narración histórica o la literatura de creación, la fascinación que el mar ha ejercido desde siempre sobre el ser humano.
Memorias de exploradores, capitanes negreros, esclavos y náufragos se combinan con relatos de pescadores, piratas, buscadores de tesoros y simples pasajeros; la dimensión épica convive con la exploración lírica, sin olvidar los buques fantasma y toda la contribución del mar al género fantástico. Veremos a Jack London haciendo surf y a un elegante matrimonio, en un cuento de Scott Fitgerald, a punto de zozobrar, real y figuradamente, en el curso de una larga travesía. Asistiremos con Turguénev a un incendio en el mar y con Kafka a la confesión de un hombre condenado a vagar en una barca por toda la eternidad… La nómina de autores aquí representados reúne varios nombres clave de la literatura universal.

La crisis mundial 1911-1918

La crisis mundial 1911-1918

Winston Churchill no fue únicamente un gran líder político y militar, también fue un cultivado historiador y un prolífico escritor galardonado con el Premio Nobel de Literatura en el año 1953. A lo largo de estas páginas narra de forma magistral los dramáticos detalles que, desde 1911, empezaron a forjar un conflicto a escala mundial y que, por último, desencadenaron la llamada Gran Guerra.

Asimismo, describe los inicios del concepto bélico moderno dominado por la alta ingeniería, las trincheras, el terror de los civiles y los avances científicos.